WHATSAPP
+57 3002607000
LLÁMANOS EN MEDELLÍN:
+ (574) 448 82 01

Mantenimiento preventivo de tu auto

mantenimiento

Mantenimiento preventivo de tu auto

Todos sabemos que cuando un vehículo llega a un determinado tiempo de uso y aumenta su kilometraje, éste debe  llevarse a revisión para que le realicen ciertos chequeos. Es muy común que muchos pasen por alto la fecha de revisión exponiendo su propia seguridad y la de las personas que lo acompañan e incluso la de los demás conductores. El objetivo de realizar un Mantenimiento por Kilometraje es evitar daños mayores por causa del desgaste realizando una revisión preventiva cada cierto tiempo en donde se revisen elementos que componen la seguridad activa y pasiva del vehículo, entre ellos el sistema de frenos, sistema de refrigeración, sistema eléctrico, suspensión, y llantas.
Por lo general este mantenimiento se realiza a los 5, 10, 20, 30, 40, 50 y 100 mil kilómetros y se debe realizar de la siguiente manera:

A los 5.000 KMS:

  • Cambiar el aceite del motor, el filtro de aire y el filtro de aceite.
  • Chequear la tensión del embrague y las correas del motor.
  • Revisar la presión de las llantas y el desgaste de la banda de rodamiento.
  • Revisar el funcionamiento de las luces y de velocidad marcha mínima.
  • Completar el nivel de líquidos de los frenos, el agua de la batería y la caja de velocidad.

Debes tener en cuenta que el nivel del líquido de frenos no debe pasar de su máximo y de su mínimo, ya que esto implicaría que hay una fuga o muy posiblemente que las pastas de los frenos están desgastadas.

A los 10.000 KMS:

  • Luces e indicadores de tablero, velocidad marcha mínima, sistema eléctrico en general, fugas de aceite, estado de articulaciones, rótulas y guardapolvos, sistema de admisión, tuberías y mangueras del motor.
  • Alineación y balanceo.
  • Completar el nivel de líquidos.
  • Lavado del motor.
  • Verificar  la tensión del freno de estacionamiento o de parqueo y el pedal del freno.
  • Rotar las ruedasy revisar las luces del vehículo.
  • Verificar el estado del sistema eléctrico en general, fugas de aceite, rótulas y  guardapolvos, tuberías y mangueras.

A los 40.000 KMS:

  • Luces e indicadores de tablero, velocidad marcha mínima, sistema eléctrico en general, fugas de aceite, estado de articulaciones, rótulas y guardapolvos, sistema de admisión, tuberías y mangueras del motor.
  • Alineación y balanceo.
  • Completar el nivel de líquidos.
  • Lavado del motor.
  • Verificar  la tensión del freno de estacionamiento o de parqueo y el pedal del freno.
  • Rotar las ruedas y revisar las luces del vehículo.
  • Verificar el estado del sistema eléctrico en general, fugas de aceite, rótulas y guardapolvos, tuberías y mangueras.
  • Hacer el ajuste de la suspensión.
  • Realizar el mantenimiento, limpieza y sondeo del radiador.

A los 50.000 KMS:

  • Cambio Aceite de motor, filtro de aire, filtro de combustible, pastillas de frenos, líquido de embrague y frenos, bujías de encendido, cables de alta, correas (alternador, A/A, dirección, ventilador) correas de distribución y refrigerante.
  • Calibrar la presión, el inflado y el desgaste de las llantas .
  • Revisar la rotación de las ruedas.
  • Luces e indicadores de tablero, velocidad marcha mínima, sistema eléctrico en general, fugas de aceite, estado de articulaciones, rótulas y guardapolvos, sistema de admisión, tuberías y mangueras del motor.
  • Realizar alineación sencilla con dos balanceos o alineación doble con dos balanceos.
  • Realizar la sincronización del motor sea de inyección o de carburador.
  • Hacer el ajuste de la suspensión.
  • Realizar el mantenimiento, limpieza y sondeo de radiador.

A los 100.000 KMS:

  • Realizar alineación sencilla con dos balanceos o alineación doble con dos balanceos.
  • Hacer la sincronización Motor de 4 cilindros de inyección o de carburador.
  • Hacer un último ajuste de la suspensión.
  • Cambio de  pastillas de frenos, líquido de embrague y frenos, bujías de encendido, cables de  alta, correas, líquido refrigerante, radiador, aceite y todos los cambios que el vehículo requiera.
  • Cuando el vehículo sobrepase los 100 mil kilómetros o presente fallas, es mejor realizarle chequeos para comprobar la eficiencia de cada una de sus partes.

Escrito porCentroOnFebrero 18,2016

Centro

Deja un comentario

Tu e-mail no será publicado. Campos requeridos *

(Clic para enviar el comentario)